Tecnologías que Evitan Accidentes

Miércoles, 17 Septiembre   

Japón, que registra un envejecimiento preocupante de su población, ve cómo aumenta el número de accidentes de circulación en los que están implicadas personas de edad avanzada, un problema que los ingenieros confían en resolver gracias a la técnica
Consejos sencillos

Sean conductores y peatones, los ancianos representan una parte cada vez más importante de las víctimas de accidentes de circulación en Japón. De hecho, muchos japoneses renuncian a conducir después de los 65 años por miedo a convertirse en verdaderos peligros públicos. Por lo tanto, también dejan de comprar automóviles.

En 2006, las personas mayores de 65 años representaban más del 21% de la población japonesa, 13% de los poseedores del carné de conducir y 40% de las personas fallecidas en la carretera, según las cifras oficiales.

Ante esta situación, los constructores y grupos de ingeniería electrónica de Japón están creando numerosos dispositivos técnicos para dar más seguridad a los conductores de una edad avanzada, guiarlos a la hora de realizar maniobras delicadas, avisarles en caso de peligro, aumentar la visibilidad alrededor del vehículo, inventar un modo de conducir más automático y dotarse de los medios de saber si tienen un problema físico.

Por ejemplo, la empresa Denso ha inventado un detector de semáforos en rojo que avisa al conductor antes de llegar a él.

“La mayoría de los accidentes de circulación se deben a errores humanos, lo cual explica que los ingenieros se preocupen cada vez más por vigilar y asistir a las personas con el fin de mejorar la seguridad”, consideró Takashi Koumura, investigador en Denso.